Independientemente sea ilegal, puesto que el dueño no eres tú, sino la entidad crediticia, te puedes meter en jaleos tales como el tráfico de drogas, atracos, trata de blancas, etc…. Y luego la Policía va a tocar la puerta de tu casa, porque el titular del coche eres tú, y vas a tener un problema GRANDE. Piensa con cabeza y no hagas estupideces.

Puedes seguirnos: